0

El Departamento de Administración de Empresas del I.E.S Ramón Giraldo está llevando a cabo una metodología activa basada en la educación emocional, que pretende lograr que el proceso de enseñanza aprendizaje se consiga a través de vivencias, consiguiendo que lo aprendido se haga de forma natural y sea más duradero, al participar el propio alumno de su aprendizaje.

Como consecuencia de ello, se han venido desarrollando a lo largo del curso distintas actividades de aprendizaje como la filmación de un documental sobre la Formación Profesional, elaboración de un dossier de prensa que se distribuye, vía email, a todos los miembros de la comunidad educativa que así lo solicitan, el concurso de “el dinosaurio”, un plan de marketing que, a su vez, pone de manifiesto todas las caídas de red que se sufren en las aulas, dando lugar a la activación del famoso juego de Google, tomar parte en la VII Olimpiada Financiera, inversión en bolsa a través de un simulador,  participación en el concurso Young Business Talent…

Precisamente de este último concurso les queríamos hablar en esta ocasión, ya que uno de los grupos participantes ha conseguido meterse, nada más y nada menos, que en la final nacional de este prestigioso concurso internacional.
“Young Bu siness Talent” es un simulador empresarial que permite practicar tomando todo tipo de decisiones dentro de una empresa, tanto a nivel de marketing, financiación, inversión, ventas… Se puede participar en una competición regional, nacional e internacional, en la que los equipos participantes pasan de una fase a otra en función de la gestión empresarial llevada a cabo, que se mide, básicamente, en función de los beneficios obtenidos.

Tras curiosear por la web, a ver de qué iba el asunto, no parábamos de encontrar imágenes de alumnos en la final del 2016. ¿Y si en las próximas fotografías pudiéramos estar nosotros? Se trataba de un reto que nos apetecía aceptar tanto a alumnos como profesores. Comenzamos nuestra andadura por un totalmente desconocido simulador empresarial, con muchas horas de investigación previas al inicio del concurso, tratando de averiguar cómo funcionaba, simulando condiciones de partida, corrigiendo los planteamientos… en definitiva, un proceso laborioso a la vez que muy enriquecedor para todos.

Empezamos la competición casi diez mil participantes. Al principio, los 4 equipos que el instituto presentó a concurso, jugaban entre ellos, todo muy fácil, todo se vendía, demandas exageradas beneficios máximos… todo de fábula, vamos, que daban ganas de pasarse al mundo real y “forrarse”. Hasta que llegaron los cuartos de final, entraron en competición equipos de toda España y… ¡pagamos la novatada!, aparecieron las pérdidas, no conseguíamos demanda… más tardes investigando por qué no se alcanzaban los objetivos... Hubo momentos en que los alumnos querían tirar la toalla y, a base de mucha pedagogía, hubo que insuflarles ánimos para continuar en la brecha. Conseguimos aguantar hasta las semifinales y, aquí llego nuestro momento, habíamos encontrado por dónde hacía aguas nuestra estrategia y, ¡comenzó la remontada! En el primer ejercicio económico de las semifinales, séptimos a nivel provincial, en el segundo, quintos, y ya solo quedaba un ejercicio.

Parecía imposible remontar, pero unas sesiones de autoconfianza, el trabajo en equipo, la velocidad de crucero ya cogida y la más agresiva de nuestras estrategias, tuvo como premio la final nacional, a celebrar en Madrid, el 18 de este mes. Para este evento solo se han clasificado 100 equipos de todas las provincias españolas.

De cómo se desarrolle la final ya informaremos más adelante, aunque ya podemos adelantar que, pase lo que pase, los alumnos ya son los auténticos vencedores, la final nacional es el premio a su esfuerzo, lo aprendido es un premio que les acompañara en su vida personal y laboral, las horas compartidas con los compañeros de equipo son un premio a sus relaciones interpersonales y, el fin de semana en Madrid, conviviendo con otros 396 compañeros de los más diversos lugares, seguro que es un premio que recordarán toda su vida.

No obstante, esperamos poder contar que los alumnos de Formación Profesional del Giraldo han pasado a la final internacional y están preparando las maletas para viajar por el mundo con el nombre de El Campo de Montiel como bandera.

Suerte chicos y chicas y ¡A por ellos!

Departamento de Administración

I.E.S. “Ramón Giraldo”

Publicar un comentario

 
Top