0

La Organización estima en más 10.000 el número de visitantes recibidos durante los cuatro días de la V Ruta de los Patios.

El patrimonio popular ha acogido teatro, arte y música en una propuesta imprescindible dentro de la iniciativa Campo de Montiel Abierto.

Ayer domingo se clausuraba la V Ruta de Patios en Villanueva de los Infantes. Una iniciativa de la Plataforma Campo de Montiel Histórico - Origen del Quijote y el Ayuntamiento, enmarcada dentro del programa Campo de Montiel Abierto, que ha atraído a miles de personas durante estos días.

El Alcalde, Antonio Ruiz Lucas, ha destacado “la colaboración e implicación de los propietarios de los patios, así como la labor de voluntarios, Policía Local, Protección Civil y el resto de colectivos locales que han participado, fundamental para que durante cuatro días Villanueva de los Infantes haya brillado con luz propia”.

La quinta edición de la Ruta de los Patios ha abierto las puertas de 26 espacios únicos de gran belleza con numerosas actividades culturales dentro y fuera de sus muros. Joyas del patrimonio arquitectónico de Villanueva de los Infantes entre los que destacan los patios de casas solariegas como el Palacio de Ballesteros, el de Melgarejo o el de Rebuelta, al que se unen cada año patios más modestos, pero que guardan la esencia del patrimonio popular que atesora uno de los pueblos más bonitos de España. Al patrimonio civil se ha sumado la arquitectura religiosa, acogiendo recitales de poesía mística de la mano de Franco Méndez.

Paseos en carruaje por el casco histórico, visitas guiadas y catas de vino con animación, han sido algunas de las actividades que han convertido la visita a Villanueva de los Infantes en una experiencia para los sentidos. La ciudad se ha inundado de actividad cultural con arte, música, poesía y teatro y la acogida por parte del público ha sido fantástica.
Por la Ciudad del Siglo de Oro ha transitado el espíritu de Quevedo y de Lope, peleando por una mujer, en un fantástico duelo de espadachines. El Claustro del Convento de los Dominicos se transformó en Espacio Escénico para acoger la obra Titus de Shakespeare, a cargo de la compañía de David Vélez y La Alhóndiga o la Casa de los Estudios acogieron Las Leyendas del Cardenal Cisneros, por Adrián López. Ñaque sin Cía, La Gruta Teatro y Teatro Quo sorprendieron con textos y dramatizaciones de Alejandro Casona, Quevedo o Calderón de la Barca, entre otros. La música antigua llegaba con Milos Ke Mandarini y los Troballeros. El dúo Guitarinet interpretaba los clásicos del Siglo de Oro a ritmo de Jazz y la Agrupación Musical Santa Cecilia ponía el broche de oro con el Concierto de Clausura.
Gabinete de Prensa y Comunicación
Ayuntamiento de Villanueva de los Infantes
www.villanuevadelosinfantes.es

Publicar un comentario

 
Top